Losing my religion





La vida es más grande, es más grande que tú, y tú no eres yo. Las distancias a las que iré, la distancia en tus ojos... oh no, he dicho demasiado. Lo levanto.

Ese soy yo en el rincón, ese soy yo en el centro de atención. Perdiendo mi religión, intentando mantener contacto contigo y no sé si puedo lograrlo. Oh no, he dicho demasiado. No he dicho lo suficiente, creí escucharte reír, creí escucharte cantar, creo que creí verte intentar.

Cada susurro de cada hora en vela, elijo mis confesiones intentando no quitarte la vista de encima, como un tonto herido perdido y ciego. Oh no, he dicho demasiado, lo levanto.

Considera esto el consejo del siglo. Considera esto el desliz que me hizo arrodillar, decepcionado. Y si todas estas fantasías se van cayendo, ahora he dicho demasiado.