Cupidos drogados inventan besos suicidas .
No más siluetas de parejas al sol 
en horizontes anaranjados.